Luca Trip

Tuesday, January 17, 2006

Posteando con retraso

No tuve oportunidad de ir a un ciber desde que llegue así que los días que vaya describiendo saldrán de la pura memoria que queda con vida.

Día 1 - 13/01/2006

Llegué justito a tomar el micro en Retiro. No recordaba que había sacado el asiento de la primera fila. Me puse contento porque tuve una pantalla de cine que mostraba el camino todo el viaje. Y aunque algo monotono de vez en cuando aparecia un animal muerto y se le podían estudiar las entrañas. Al lado mio se sentó Jonathan, un chico de La Plata que viajaba hasta San
Miguel para hacer una combinación hasta un pueblo llamado Santa Ana, cerca de Aguilares, al sur de la Provincia. Él y las chicas que se sentaron al otro lado del pasillo, Natalia y Julieta, me hicieron cortito un viaje de 15 horas. Las peliculas no ayudaron: dieron XXX2 y Duplex (la última no por mala sino porque ya la había visto).

Día 2 - 14/01/2006

Arribamos a San Miguel a las 9:30. Jonathan se quedó en la estación esperando el otro micro. Caminé unas cuadras con las chicas. Luego nos separamos porque ellas tienen carpa y pensaban acampar. Nos pasamos los celulares, brujula de la modernidad, para encontrarnos a la tarde y recorrer un poco el centro de la capital.
El hostel tenía un clima muy amable. Me tocó una cama en una habitación que tenía alrededor de diez. Era mi primera noche en un hostel y hay cosas a las que no me acostumbro. Cada vez que tengo que buscar algo de mi mochila tengo mucho miedo de despertar al resto con los ruiditos. Además siempre hay alguién durmiendo.
A la tarde fuimos a comer con Julieta y Natalia a una peña llamada El Cardon. Pedimos las empanadas más tucumanas que tuvieran. ¡Qué sabor! Incribles y baratisimas. ¡Tomá SoloEmpanadas!
A las 16hs. abrió la Casita de Tucumán. Apenas la vi me pareció mas linda en los dibujos que hacía yo en la primaria. Saqué la foto con la moneda de 50 ctvos. El museo estaba interesante; estaba la jura de la independencia y la biblia sobre la que se había jurado. No nos permitian sacar fotos y nos retaron. Preguntamos porqué no estaba permitido y contestaron que la gente se sentaba en las sillas y hacía poses como si fueran Manuel Belgrano.
Despues hicimos un recorrido por las iglesias entre las que incluimos la Iglesia Universal del Reino de Dios. Fue en la única que nos antendieron y estaba repleta de gente. El Catolicismo está perdiendo la batalla, parece. Las iglesias eran bastante bonitas, me sorprendió que la franciscana fuera más opulenta que el resto. En Nuestra Señora de la Merced y en la Catedral se celebraban bautismos. Los bautizados estaban vestidos con unos vestidos blancos llenos de puntillas como en las fotos de mis viejos.
A la noche fui a comer al camping con las chicas. En el quincho del camping celebraban un cumpleaños de 15. Como se nos había terminado el combustible nos acercamos a pedirles y nos regalaron un vino. Terminamos bailando en la pista cumbia, cumbia y más cumbia. Eramos el bicho raro de la fiesta los chicos se nos pegaban y nos preguntaban cosas.
Uno de los invitados se había obsesionado con Natalia. Unos borrachos me quisieron asustar pero se ve que no sabían que soy de Ezpeleta.
Me tomé un remis que cayó de casualidad al camping y llegué a al hostel. Estaban todos los argentinos, como no podía ser de otra manera, jugando al truco y tomando cerveza. Me prendí en seguida con ellos. Alrededor de las 7 llegaron con uno de los que se hospedaba ahí, dos chicas tucumas. Una, de cara siniestra, dijo que sabía tirar las cartas. El alcohol que tenía encima me dio coraje para pedirle que me las tirara. ¡Hija de puta! ¿Cómo puede describir mi presente mejor que yo? ¿Lo que me dijo sera de una ambiguedad semantica tan solapada que no me doy cuenta que cualquier cosa me hubiera parecido verdad, o realmente puede conocerme a traves de un maso de naipes? Si es la primera, sería un linda tesis para un linguista.

Día 3 - 15/01/2006

Me quedé todo el día desacansando en el hostel. A las 19 me tomé un colectivo hasta El Mollar. Apenas llegué me econtré con Luis, un tucumano que se había contactado con la página de la Agrupación Socios Cerveceros porque quería tener la camiseta de Quilmes y acá no se consigue. Casualmente venía para acá así que se la traje. Me quede tomando unas cervezas y charlando un largo rato con él. Despues me llevo hasta el camping donde estaban Julieta, Natalia y unos chicos de La Plata de los que se habían hecho amigas. Guitarra y fogón. Uno de los chicos tocó Pastillas Celestes. ¡Qué emoción que conocieran a Bochatón! (rima)
Ellos se fueron a un boliche que estaba cerquita y yo me fui a conseguir hospedaje. Estaba todo lleno en el del centro. Un policia me indicó que había otro bajando cuatro cuadras.
Empecé a bajar con las dos mochilas colgadas, era un camino muy oscuro. La hosteria no aparecía y se me ocurrió preguntarle a un chico de unos 22 años que venía detras de mi.

-Disculpá, ¿no sabes dónde queda el hostel X?
-Allá donde está la luz.

Señalo más abajo, eran más que cuatro cuadras. Me pareció una buena idea caminar hasta el lugar a su lado.

-¿De donde sos?
-De Quilmes. ¿Vos sos de acá?
-Si.

Me empezó a mirar de manera rara.

-¿Tenés novia?
-Ehhh... si está por ehhh... allá...

El camino estaba totalmente desolado y se seguia mirando de manera extraña pero faltaban unos metros para el hotel. Cuando llegamos a la puerta:

-¿No te echas un polvo?
-Ehh... je... no... soy heterosexual. No me gusta ehh... ¿no se nota que soy heterosexual? (nerviosisimoooo)
-Si, pero bueh...
-Bueno, chau, gracias...

Me empiezó a alejar y bastante nervioso cuando saca de su bolsillo un foto chiquitita de un tipo con el fisico trabajado y una verga tremenda y me dice: Te imagino así.
Le contesto algo que no recuerdo y me alejo hacía la puerta de la hosteria. Él se aleja mirandome fijo. Aplaudo pero no responde nadie, me voy a la mierda, casi corriendo.
No consguí hospedaje, dormi en el camping en la puerta de la carpa de las chicas. Me desperté a las dos horas con la llovizna en mi cara. Media hora más tarde arreciaba el temporal.


Día 4 - 16/01/2006

Pasamos medio día en el quincho del camping. Parecía un centro de refugiados. Tenía un cansancio tremendo. Necesitaba una cama ya. Recien a las 18 hs. conseguimos algo que nos sacara de El Mollar. Nos trajo una parejita en la caja de una Ford F-100. ¡Qué frio!
Consguimos una hosteria por $10 con una dueña muy particular (se ampliará más adelante). A la noche fuimos a una peña donde comimos empanadas y escuchamos a Daniel Carabajal (uno de los millones de familiares de Peteco) y a un humorista santiagueño muy bueno.


Día 5 - 17/01/2006

Me acabo de despertar y estoy en el ciber. Quiero hacer una excursión a una estancia jesuita pero sigue lloviznado y sigo sin apreciar totalmente el paisaje. No se que hacer pero quiero seguir subiendo para conocer las Ruinas de los Quilmes y llegar a Cafayate.


Más adelante ampliaré y subiré las fotos. Esto de escribir sobre varios días en un sólo post es una mierda, hace falta más tiempo para describir a los personajes de estos pagos.

Friday, January 13, 2006

Punto de partida

A las 18:40 de hoy salgo de Retiro. No conseguí pasajes de tren porque el servicio es una mierda. Sale uno por semana, no sé para que está. Llevar a 500 personas por viaje no tiene sentido. Que lastima no haber tenido suficiente edad como para disfrutar un pais cubierto de vias ferreas.


Primera parada San Miguel de Tucumán en el Hostel Argentina Norte. Espero que este bueno y que haya buena onda con la gente. Es la primera vez que me hospedo en un hostel y todo el mundo me habla maravillas de la gente que se conoce en estos tipos de lugares.





Ayer me compre una mochila nueva; la que tenía era muy chica. Esta me va a servir para otros viajes. ¡Es re pro! (pero antimacri, ojo)


Sigo posteando desde allá, mañana espero poder subir mi foto de la casita de Tucumán al lado de una moneda de 50 centavos. ¡Saludos!